Sin escapatoria

Se la quiere cortar en juliana: buscó la guita, se casó y lo agarró "la cuarentena"

La pareja feliz a la salida de la iglesia.
La pareja feliz a la salida de la iglesia.

Cuando la mala suerte te acompaña, no se le puede echar la culpa a nadie, pero cuando te agarra, no hay escapatoria. Tal como le pasó a un joven que se quiso salvar para toda la vida, pero el casamiento con una millonaria le salió mal.

Tras la ceremonia de casorio, el muchacho quedó envuelto en una encrucijada de vida o muerte. Seguir disfrutando de su señora esposa o morir por el Covid-19.

Tal como se puede apreciar en la imagen, la mujer refleja que las intenciones del joven, pasaba solamente por el dinero. Ahora, la cuarentena le cayó como anillo al dedo, literal, y disfrutan de una luna de miel encerrados y “felices”.

Lectores: 296

Comentarios